Tesla Motors anunciaba en julio el lanzamiento de un concurso de “hacking” ofreciendo 10 000$ al pirata que conseguiría penetrar el sistema de sus coches eléctricos Tesla Model