Coches Eléctricos

Volkswagen presenta una sistema de carga por inducción

Entre las novedades de Volkswagen y su nueva e-Golf, nos encontramos con una nuevo sistema de recarga por inducción automatizado

 


Está destinado a reemplazar las soluciones de carga por cable en los próximos años, la tecnología de carga por inducción se vuelve cada vez más presente en los stands de constructores de coches eléctricos. En Las Vegas, Volkswagen presentó un sistema “inteligente” que podría llegar a ser parte de la constitución de sus futuras generaciones de coches eléctricos. Según el constructor, basta con aparcar encima de la placa para empezar la carga. Una maniobra que se puede realizar de forma automática gracias a una cámara ubicada en la parte delantera del vehículo.

La recarga se efectúa gracias a dos placas, una debajo del chasis del vehículo y la otra en el suelo. Esta última es móvil y se eleva automáticamente en cuanto el coches está en posición para asegurar una mejor transmisión de energía y así reducir al máximo las pérdidas de energía. Volkswagen asegura una eficacia energética del 93%.

Faros con LED para indicar el estado de carga

Otra novedad presentada por Volkswagen: un sistema de indicadores de carga innovadores que se basa en la iluminación de LED de la e-Golf.

Así no es necesario desplazarse para poder comprobar el estado de carga del coche, diferentes señales luminosos transmitidos por los faros delanteros y traseros, permiten indicar instantáneamente del estado de carga del coche.

Ayuda al estacionamiento mejorado con Trained Parking

Volkswagen-novedad-Park_assist

Volkswagen tiene otra novedad: una versión mejorada de su herramienta de ayuda al estacionamiento Park Assist. Bautizada Trained Parking, el nuevo sistema está instalado en una e-Golf y utiliza una cámara, instalada en la base del retrovisor interior para escanear el trayecto de estacionamiento frecuentemente utilizado. Seguidamente el sistema se ve capaz de reproducir la maniobra de manera semi-automática gracias a diferentes sensores. Si actualmente el conductor todavía debe quedarse en el coches durante la operación, Volkswagen prevé mejoras en un plazo mayor para que el coche sea capaz de estacionar por si mismo, dejando los pasajeros más cerca de su destino o simplemente liberados de tener que aparcar.

Entre las funcionalidades inéditas presentadas por Volkswagen, también hallamos un sistema de detección de puntos de recarga bautizado “e-Station Guide” con una extensión de su aplicación móvil que permite la apertura y cierre de las puertas y ventanillas así como la puesta en marcha del motor. Un sistema que funciona gracias a un smartphone o smartwatch

Sólo queda saber cuándo los modelos de serie se verán equipados de estas novedades, pues todavía no se ha anunciado nada en concreto.